Sirio y la máquina de H. G. Wells

Por ELENA SOTO.— La poeta y periodista berciana afincada en Mallorca continúa con su sección de “Poesía y Ciencia” para TAM TAM PRESS. En esta ocasión, aprovechando que se han puesto de actualidad los viajes en el tiempo, nos envía un poema astronómico. “Una de las máquinas del tiempo más fascinantes son las estrellas; en la noche, todos los destellos que se ven son pasado”, advierte.

La vieja escuela

Por TOÑO MORALA.— “Encima de la estufa siempre una lata guardaba agua y unas hojas de eucalipto, de esa manera también servían para aliviar algo las largas y casi crónicas toses de los chavales…” / Un nuevo micro-relato del poeta afincado en Mansilla de las Mulas.

Otoño

Por LUIS GRAU LOBO.— “Entonces, justo cuando el número de hojas caídas de los árboles iguala al de las que aún se sujetan a las ramas, decretan atrasar los relojes y el invierno se desploma sobre tanta añoranza, haciéndola añicos”.