Archivo diario: 28 de julio de 2017

Las recolectoras

Por JOSÉ MANUEL DE LA HUERGA.— La segunda entrega del profesor y escritor leonés afincado en Valladolid, en su sección “Diálogos en la Raya”, está dedicada a cuatro libros en el límite del brocal del pozo de los géneros… literarios y femeninos: “Notas robadas para paisajes”, de Pilar Rubio Montaner“O que fiz eu a 25 de Abril de 74”, de Concha López Jambrina“Surfing ecstasy”, de Susana Barragués Sainz“La acústica de los iglús” de Almudena Sánchez.

Las recolectoras

Por JOSÉ MANUEL DE LA HUERGA.— La segunda entrega del profesor y escritor leonés afincado en Valladolid, en su sección “Diálogos en la Raya”, está dedicada a cuatro libros en el límite del brocal del pozo de los géneros… literarios y femeninos: “Notas robadas para paisajes”, de Pilar Rubio Montaner“O que fiz eu a 25 de Abril de 74”, de Concha López Jambrina“Surfing ecstasy”, de Susana Barragués Sainz“La acústica de los iglús” de Almudena Sánchez.

“Ya no quedan junglas adonde regresar”. Carlos Augusto Casas

Por LUIS ARTIGUE.— Durante la reciente Semana Negra de Gijón el escritor Luis Artigue descubrió a un nuevo autor, el madrileño Carlos Augusto Casas, y su primera novela, “Ya no quedan junglas a las que regresar”. “La acabo de leer y merece mucho la pena”, afirma el leonés. Este libro ha obtenido el VI Premio Wikie Collins de Novela Negra y está nominado al Premio “Pata Negra” como mejor novela del 2017.

“Ya no quedan junglas adonde regresar”. Carlos Augusto Casas

Por LUIS ARTIGUE.— Durante la reciente Semana Negra de Gijón el escritor Luis Artigue descubrió a un nuevo autor, el madrileño Carlos Augusto Casas, y su primera novela, “Ya no quedan junglas a las que regresar”. “La acabo de leer y merece mucho la pena”, afirma el leonés. Este libro ha obtenido el VI Premio Wikie Collins de Novela Negra y está nominado al Premio “Pata Negra” como mejor novela del 2017.

Olmedo Clásico 2017 / El movimiento del verso

Por ENRIQUETA MOREJÓN.— A pocos días de bajar el telón en el Festival de Teatro Clásico de Olmedo, todavía resuenan en la memoria de Enriqueta Morejón la fusión de sonidos: música, aplausos y, cómo no, el crotoreo de esas espectadoras de lujo de la Corrala Palacio Caballero de Olmedo. Como coreógrafa y especialista en danza contemporánea, siente la emoción vivida como espectadora, sobre todo, en varios pasajes de los montajes “Eco y Narciso”, “La vida es sueño” así como “La Hija del Aire”.

Olmedo Clásico 2017 / El movimiento del verso

Por ENRIQUETA MOREJÓN.— A pocos días de bajar el telón en el Festival de Teatro Clásico de Olmedo, todavía resuenan en la memoria de Enriqueta Morejón la fusión de sonidos: música, aplausos y, cómo no, el crotoreo de esas espectadoras de lujo de la Corrala Palacio Caballero de Olmedo. Como coreógrafa y especialista en danza contemporánea, siente la emoción vivida como espectadora, sobre todo, en varios pasajes de los montajes “Eco y Narciso”, “La vida es sueño” así como “La Hija del Aire”.