Los títulos de crédito, ¿arte más allá del cine?

Cartel “Beyond two souls”. Por Dani San Miguel.

¡Los créditos…!, ¡los créditos…!, esos hermanos pequeños del cine, la televisión o los videojuegos, que muchas veces pasan desapercibidos, salvo algunas excepciones, en realidad también nos cuentan pequeñas historias que introducen, de una forma más o menos atractiva, más o menos artística, los relatos que vamos a ver. De un tiempo a esta parte, además, los créditos nos demuestran con frecuencia que también pueden sorprendernos. Es la aportación del autor de este artículo en su proyecto final del grado en Diseño Gráfico.

Por DANI SAN MIGUEL

Hablar de títulos de crédito es, sin duda, hablar de cine, pero también de diseño, tipografía, animación y, en muchos casos, de poesía visual. Los títulos, por norma general, introducen al espectador en la trama de la película que se dispone a visualizar.

Sin embargo, a día de hoy, hablar de créditos sólo en el cine es quedarse en la superficie del estudio de esta forma comunicativa ya que, actualmente, existen otros medios en los que los títulos de inicio juegan un destacado papel como en el caso de las series de televisión y el mundo de los videojuegos.

De hecho, comprobamos a diario que las series viven una época de gran esplendor y generan grandes secuencias de títulos que formarán parte de la historia como sucede en Juego de Tronos, Daredevil o Carnivale.

De la misma manera que la potencia de la actual generación de consolas permite crear videojuegos que acercan el medio al cine de forma sorprendente y que permiten la creación de “openings” de una indiscutible calidad artística, como podemos observar en The last of Us, Until Dawn o en Alien Isolation que rinden un homenaje brillante a la secuencia de la película original de Ridley Scott.

La importancia de los créditos a lo largo de la historia del cine no solo reside en la parte puramente audiovisual sino que su trascendencia llega mucho más allá como podemos comprobar en diferentes películas, especialmente, en Anatomía de un asesinato de Otto Preminger. Aquí, observamos que la propia secuencia de títulos posee una identidad visual cuya parte gráfica une la apertura del film con el resto de aplicaciones gráficas (carteles, carátulas…) que rodean a la película. Así observamos que el cartel de esta cinta tiene la misma silueta que podemos ver en los títulos del film, un fenómeno que se repite en cientos de ejemplos más a lo largo de la historia del séptimo arte.

La propuesta del proyecto Beyond two souls fue trabajar la identidad visual para una serie de televisión, o de un producto audiovisual, que requiriese de la realización de todas las aplicaciones gráficas mencionadas haciendo especial hincapié en sus títulos de crédito.

Teniendo cuenta que las series de TV gozan de una época dorada, esa circunstancia me alentó a trabajar en este producto, aunque, por otra parte me obligaba a competir con los créditos de una serie actual, desarrollados previamente por un estudio. Para evitar esa circunstancia me vi en la necesidad de decidirme por una serie de televisión ficticia, y para ello me centré en un videojuego del estudio Quantic Dream titulado Beyond two souls.

Logotipo “Beyond two souls”. Por Dani San Miguel.

Este juego es del tipo conocido como drama interactivo o juegos de múltiples decisiones. En otras palabras, no se basa en la habilidad del jugador a los mandos del aparato o en grandes dosis de acción, sino que se desarrolla contando una historia que cambia dependiendo de las decisiones que va tomando el jugador.

Beyond two souls tiene también otra característica a tener en cuenta: permite transformar el juego en una serie de televisión de forma creíble, protagonizado por actores reales y conocidos como son Ellen Page y Willem Dafoe.

Todas estas características del juego aportaron elementos suficientes y necesarios para conseguir una identidad visual específica que marcaba los elementos de estética, guión y personajes necesarios para fijar los símbolos identificadores de la serie.

Estos códigos visuales me llevaron a comprobar que a la hora de desarrollar los créditos se pueden utilizar múltiples disciplinas como el diseño y el mundo audiovisual teniendo en cuenta que el peso de la secuencia que desarrollé lo tienen la tipografía, la animación y el color.

Quien conozca la historia de Beyond two souls podrá comprobar que, en los 52 segundos que dura la secuencia, intenté contar, por medio de la poesía visual, parte del guión de la historia utilizando el concepto de los dos mundos que presenta el juego, el mundo físico en el que vivimos y otro mundo más allá  –en el cual residen entes de otra dimensión– que plantea la principal línea argumental de la que habla el juego.

Detrás de los créditos de una película, serie o videojuego, desde luego, hay que disfrutar del diseño gráfico y del cine, pero también de las formas, los colores, la imaginación porque, en el fondo, es otra de las grandes facetas creativas del arte del cine.

— — —
* Dani San Miguel
es diseñador gráfico e ilustrador.

 

Deja un comentario y fírmalo con tu nombre o no saldrá

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: