“The Misfits”

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

El libro “The Misfits” (Phaidon Ed.; Londres, 2000), con textos de Arthur Miller y Serge Toubiana y fotografías tomadas por algunos de los más grandes fotógrafos de la agencia Magnum durante el rodaje de la película homónima de John Huston, conocida en español como “Vidas rebeldes” (1960), da pie a un nuevo artículo del fotógrafo leonés José Ramón Vega, dentro de su sección “Cuarto oscuro”.

Por JOSÉ RAMÓN VEGA

Hace unos días recibí un regalo. No esperaba ningún envío, pero el paquete venía correctamente con mi nombre y dirección. Por el tamaño, el peso y el grosor intuí que contenía un libro, es fácil ganarme por ese lado, lo que no intuía es que estaba a punto de tener entre mis manos un libro que llevaba años queriendo tener. Se trataba del increíble documento gráfico que varios fotógrafos de la agencia Magnum, realizaron durante el rodaje de la película “The Misfits” de John Huston.

Esa película es enorme, grandiosa en todos los sentidos, mítica, maldita también por todo lo que sucedió después de su rodaje, en fin, uno de esos elixires que surgen de la mezcla ajustada y perfecta de los ingredientes que lo componen. Digo esto por el elenco allí concentrado, aparte del genial Huston, la historia de Arthur Miller, la fotografía de Russell Metty, Clark Gable, Montgomery Clift, Eli Wallace, Telma Ritter y Marilyn Monroe. No por utilizar los mejores licores das con el cóctel perfecto; esta vez lo clavaron.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Podría hablar de los fotógrafos de Magnum que trabajaron en el rodaje, alguno de ellos son de mis preferidos, Bruce Davidson, Elliot Erwitt, Catier-Bresson, Eve Arnold, etc, pero no lo voy a hacer. Sólo voy a llamar la atención sobre dos cosas. Primera, la coherencia que tienen todos los trabajos entre sí, con una factura limpia y brillante, una luz espectacular, especialmente las tomas en el desierto de Nevada y la segunda cuestión es la impresionante fotogenia de Marilyn.

No vamos a descubrir nada que no sepamos, es increíble esta mujer, cómo la puede querer tanto la cámara, cómo puede adoptar esa variedad de registros, la chica triste, la chica ensoñadora, la chica tímida, irreflexiva, sensual, irresistible, decidida, seductora. Esta vez no son fotos publicitarias o retratos formales, son en su mayoría fotos de rodaje, tiempos muertos, sesiones improvisadas. Todos hemos visto innumerables fotos de Marilyn, es difícil ver una mala foto de ella, tenía un magnetismo especial e irrepetible con la cámara, una forma de mirar como pocas veces he visto. Fotogenia, se denomina, se tiene o no se tiene. Una camisa blanca y unos vaqueros, creo que cada vez estoy más enamorado de ella.

Gracias Marta.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Información relacionada:

Deja un comentario y fírmalo con tu nombre o no saldrá

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: