“La Bru a turbina… ¡Menuda lavadora!”, por Toño Morala

“Para que luego presuman los de Ibiza de haber inventado la fiesta de la espuma…”. Un nuevo micro-relato inédito del poeta afincado en Mansilla de las Mulas.

Por TOÑO MORALA

Aquel era el día señalado, la vida había caído allá por 1965; la abuela y madre tenían las manos casi rotas de tanto lavar en el lavadero, y de partir el hielo en los duros inviernos para lavar la ropa… padre puso la albarda a la mula, y se marchó a la Villa más cercana. Llevaba algunos dineros de la buena cosecha de cereal de aquel año, así como de la venta de vino de la bodega. Fue directo a la tienda y compró una lavadora y un transformador de 125 voltios, unos diez metros de cable y los enchufes correspondientes. Cuando llegó con aquel artefacto, a los abuelos y a la madre casi les da un soponcio, venía andando con la lavadora encima de la mula. La instaló al día siguiente… solamente había luz en la cocina y un enchufe en el marco de la puerta, pero dentro del portalón. No había agua corriente en las casas; sacó un par de cubos del pozo… enchufó la Bru al transformador, la arrancó en seco, le metió el agua, luego la ropa y un poco de detergente y a lavar. Todos alrededor de la Bru a turbina y vaciado del agua por su propio peso que iba al muladar; solamente había que escurrirla y poner a secar. La de sonrisas y risas de los abuelos y madre y los chiquillos. Pasados unos días, los abuelos tenían miedo de enchufar la lavadora y se encargaba de ello el chaval mayor, que tendría unos diez años.

—¡Martín, pon la lavadora y échale el detergente!

Y así lo hizo el chaval, y salió a jugar a la calle…

Al poco rato, vino la abuela toda azorada…

—¡Martín, hijo, la lavadora está en el corral… corre!

Fue Martín y, cuando vio el cuadro, se quedó de piedra… Dalí era un aprendiz del surrealismo al lado de aquello. La lavadora, con la vibración, se había zafado de los tacos que le había puesto el padre. El cable era largo y la Bru con ruedas iba corral adelante… la tapa se había caído, y además al chaval se le fue la mano con el detergente. En conclusión, casi todo el corral estaba lleno de espuma… las gallinas y pollos, como los conejos y otros animales, parecían… la cresta de los gallos y las plumas, para qué contarles, el resto ya se lo imaginan.

Y luego vienen los de Ibiza, y dicen que ellos han inventado la fiesta de la espuma, pobrecines… La inventaron un chaval de unos diez años y la Bru a turbina en un corral, corriendo el año 1965. La Bru… ¡Menuda lavadora!

 

Acerca de Eloísa Otero

Periodista y escritora leonesa.

Un Comentario

  1. José maria

    Pasmaos nos quedábamos viendo
    a la ropa jirar vuelta tras vuelta
    no se si lavar. pero de momento
    Madre lavaba dentro de casa y con
    agua caliente
    buena la historia de la fiesta dr
    la espuma en el corral jajajajaja
    Pero de lavadoras tengo yo una dr mi pueblo
    por los años setenta un vecino muy ufano
    bajo a la Villa de …. tu ya sabés que Villa es
    y le compro una automática de las caras
    para tenerla contenta..¡ pasarías más de diez años para que llegara el agua a las casas!!

Deja un comentario y fírmalo con tu nombre o no saldrá

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

A %d blogueros les gusta esto: