El taiwanés Po-Cheng Tsai se lleva el máximo galardón del Certamen de Coreografía Burgos-Nueva York

El espectáculo

El espectáculo “Hugin/Munin”, coreografiado por el taiwanés Po-Cheng Tsai

El Certamen Internacional de Coreografía Burgos-Nueva York, que arrancó el pasado 22 de julio, ya ha fallado sus premios.  El más importante ha recaído en el coreógrafo taiwanés Po-Cheng Tsai, y la pieza “This is not a white woman”, una producción de la creadora francesa Marion Alzieu, se ha alzado con el segundo premio. También han sido galardonados la pieza “C´est la vie”, del coreógrafo Jorge Martín Gutiérrez, y el espectáculo “Y aunque no os lo creáis…”, a cargo de Eva Pérez, Elena González e Irene Rubio. En el apartado de Hip-hop, el principal reconocimiento ha sido para “Evolution”, un espectáculo de Kanga Valls.

El Certamen Internacional de Coreografía Burgos-Nueva York, que ha cumplido su décimo cuarta edición, fallaba ayer viernes los premios de su décimo cuarta edición, que arrancaba el pasado 22 de julio. El espectáculo ‘Hugin/Munin’, coreografiado por el taiwanés Po-Cheng Tsai, se alzaba con el máximo galardón del Jurado Internacional, presidido este año por el bailarín Iván Gil Ortega. ‘Hugin/Munin’ se inspira en la historia de Odin, considerado la más importante de las divinidades de la mitología nórdica. Los bailarines Sheng-Ho Chang y Chien-Chin Chang interpretan los dos cuervos que, según la tradición, descansaban sobre los hombros del dios escandinavo. Eran Hugin, representante del “pensamiento”, y “Munin, que encarnaba la “memoria”. Ambas aves eran enviadas al alba alrededor del mundo para recoger información y noticias que, cada noche, susurraban a los oídos del dios Odin.

Po-Cheng Tsai saltaba a la escena internacional en 2013 con la producción ‘Floating Flowers’, galardonada en el National Creative Dance Competition de Taiwán y en el Certamen Internacional de Hannover (Alemania). Poco tiempo después, formaba su propia formación independiente, B.DANCE, y comenzaba a colaborar con algunas de las principales compañías y centros formativos de Taiwán, como el Kaohsiung City Ballet o el Tsoying Senior High School.

El segundo galardón del Jurado, dotado con 3.500 euros, fue para la creadora francesa Marion Alzieu, líder de Compagnie MA´ y autora de la pieza ‘This is not a white woman’. Alzieu se inspira en sus viajes a través de África, Israel y Europa, para esbozar una obra sobre la identidad cultural, una propuesta ecléctica en el que confluyen la danza contemporánea, la gestualidad, el hip-hop o la cultura de raíces africanas. Tras su estreno el pasado año, ‘This is not a white woman’ ha cosechado distintos reconocimientos en el circuito internacional de festivales, como en Corto In Danza Festival (Cagliari) o en el HiverÔclites Contest (Avignon).

Otra de las distinciones que cada año concede el festival, el premio RCH a la Mejor Interpretación, dotado con 1.000 euros, fue para la bailarina Carmen Fumero, intérprete de la obra ‘Eran casi las dos’. Por su parte, el Premio Castilla y León es Vida, V Centenario de Santa Teresa iba a parar al espectáculo ‘La eternidad de lo efímero’, una producción de la compañía Iron Skulls. Moisés “Moe” y Diego Garrido firman este trabajo estrenado en la pasada edición del Festival Internacional de las Artes de Castilla y León, FÀCYL 2015.

El palmarés del concurso se completó con otros reconocimientos. El premio SóLODOS en DANZA fue para Sebastián Rowinsky, uno de los intérpretes que defendieron sobre el escenario la pieza ‘Vacío’. Gracias a esta distinción, Rowinsky tendrá la oportunidad de participar en la próxima edición del certamen SóLODOS EN DANZA, que tendrá lugar en Barva (Costa Rica) en 2016. La pieza ‘Vacío’, que coreografía la ilícita Asun Noales, directora de la compañía Otra Danza, fue asimismo galardonada con el Premio L´Estruch de Sabadell. Finalmente, los premios que otorga el Ballet de Siena recayeron en Carmen Fumero y Miguel Ballabriga por ‘Eran casi las dos’, Po-Cheng Tsai por ‘Hugin/Munin’ y Malcolm Sutherland por ‘Man in the infinite’. Todos ellos serán invitados a distintas residencias artística en la compañía italiana que dirige Marco Batti.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Hip Hop y Danza Vertical

Durante la gala de clausura del festival se dieron a conocer también los galardones de las competición de Danza Vertical y Hip-hop. En la primera de estas secciones, el máximo galardón, dotado con 5.000 euros, fue para la obra ‘C´est la vie’, un trabajo del coreógrafo Jorge Martín Gutiérrez que él mismo lleva a escena junto a la bailarina Cristina Gómez Llusa. La obra pudo verse en Burgos en calidad de estreno absoluto. Eva Pérez, Elena González e Irene Rubio recibieron, por su parte, el segundo premio a la mejor coreografía aérea por ‘Y aunque no os lo creáis…’, una distinción dotada con 2.500 euros.

El palmarés de la décimo cuarta edición del Certamen Burgos-Nueva York se completó con los premios a los mejores trabajos presentados en la categoría de Hip-hop, de la que fue vencedor el coreógrafo Kanga Valls por la obra ‘Evolución’ (2.000 euros). ‘Coged rosas mientras podáis’, obra para ocho bailarines que llevó a escena el barcelonés Nacho Cárcaba, se alzó con el segundo premio de esta modalidad (1.000 euros).

Deja un comentario y fírmalo con tu nombre o no saldrá

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: