Los herejes

Dario Fo.

Dario Fo.

Por MAGDALENA ALEJO

De los Goya a los Max, pasando por el Día Mundial del Teatro, este año promete ser convulso. Animo a la lectura del manifiesto teatral, en esta ocasión de la mano de Dario Fo, muy actual su contenido.

Lo que está ocurriendo en Castilla y León, la persecución cultural a la que nos están sometiendo desde los distintos poderes, está a la altura de la época de los mal llamados herejes o brujas: gente, en muchos casos, con pensamientos propios y diferentes para la época.

Hay muchas manos negras en la decisión de mutilar la libre expresión artística. El miércoles ocurrió en Valladolid, la policía irrumpió en un bar para parar la representación que se estaba llevando a cabo. Un cabaret altamente peligroso. Un grupo de artistas: actores, actrices, músicos y creadores mostraban en clave cabaretera las realidades del ser humano, las malas y las peores. Espectáculo tóxico para las mentes ya que invitaba a la reflexión. El ser humano que piensa no ocupa su tiempo en perderlo miserablemente y puede formarse como ser crítico, algo incómodo para el poder. Las personas que piensan son personas libres.

La ciudadanía pide que se cumplan las leyes, todas y para todos, pero hablamos en este ámbito de una ley, Ley 7/2006 de 2 de octubre de espectáculos Públicos y Actividades Recreativas de la Comunidad Autónoma de Castilla y León, incumplible por absolutista, retrógrada, poco reflexionada y solo al alcance de caciques culturales.

No a las actuaciones y manifestaciones artísticas. Prohibido cantar, exponer, bailar, prohibido cualquier aliento cultural alternativo y fuera de los espacios oficiales donde se muestran obras oficiales, de autores oficiales… recuerda demasiado a viejos tiempos y esto a las personas también nos tiene que recordar a tiempos pasados, pero de lucha.

Vayan eligiendo un libro para memorizar antes de que se quemen, memoricen la guía de teléfonos si fuera necesario, copien cuadros antes de que desaparezcan en manos anónimas y salgan a la calle provistos de armas letales: un cuaderno, un boli, pincel o recitando poemas al aire, serán detenidos de forma inmediata.

Lo que el poder desconoce es que esto es imparable, todos llevamos la inquietud cultural dentro… nos vemos en el arte. ¡Schhh! que no se entere nadie.

Un Comentario

  1. David Herguedas

    Los mimos tienen mucho que decir ;-)

Deja un comentario y fírmalo con tu nombre o no saldrá

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: