Adiós a Julio Michel, el alma de Titirimundi

Julio Míchel, director del Festival Internacional de Títeres de Segovia, TITIRIMUNDI.

Julio Michel (León, 1946), creador, fundador y director del Festival Internacional de Títeres de Segovia “Titirimundi”, ha fallecido este sábado 24 de junio de 2017 en Barcelona, a los 70 años de edad, víctima de una enfermedad contra la que luchaba desde hacía varios meses.

Formado en Francia, donde vivió entre 1963 y 1975 y donde estudió, en la Universidad de Vicennes, Arte Dramático y Psicología, Julio Michel fundó cuando regresó a España el grupo Libélula, con Lola Atance, con el que ganó fama en toda España y en Europa por su incorporación de nuevas técnicas al teatro tradicional de títeres.

De Libélula, grupo heredero del francés Yves Joly, que Michel consideraba un genio, surgió el Festival Internacional de Títeres “Titirimundi”, que vio la luz hace 32 años en Segovia, la ciudad de la que Michel se enamoró y donde decidió vivir y organizar, cada primavera, la cita con los títeres y titiriteros de todo el mundo que pronto consiguió convertir en un referente cultural en España y fuera de nuestras fronteras.

Porque Titirimundi nació  en abril de 1985 con el objetivo de preservar, dar a conocer y difundir el arte del teatro de títeres como patrimonio cultural común. Y lo logró con creces. Además de los títeres, el Festival también ha promovido otras formas de expresión dramática relacionadas, como la animación, o el uso y manejo de objetos y otros elementos no específicos en un contexto dramático. Y además, aunque Titirimundi tenga su sede principal en Segovia, su vocación regional se extiende por la mayoría de las capitales de Castilla y León, donde se celebran en paralelo cerca de 70 actuaciones.

El Ayuntamiento de Segovia entregó en mayo de 2011 a este Festival –en realidad a Julio Michel como su fundador, ideólogo y director–, la Medalla al Mérito Cultural de la ciudad. Cuando la recogió, Michel bromeó sobre el valor real de la insignia, agradeció la distinción y la quiso compartir “con los artistas y con el público como verdaderos sustentos de la longevidad y consistencia del festival”. Además, señaló que era “difícil crecer más” en número de espectadores y de propuestas, aunque sí fuera posible, y deseable, “crecer mejor”. Y apuntó a un anhelo personal y profesional: la creación de un centro estable en Segovia para la formación en teatro de títeres.

“Hemos demostrado que somos capaces de organizar un festival grande y único. Es la hora de que nos dejen demostrar que también somos capaces de crear una escuela, y con ella, estoy seguro, seríamos una referencia mundial”, apuntó entonces el director de Titirimundi.

En 2013,  el Ateneo Cultural ‘Jesús Pereda’ de Comisiones Obreras también concedió el premio “Diálogo” a Titirimundi, del que el jurado destacó “el hecho de ser un evento popular que genera integración social y cultural, y que estimula la sensibilización artística de la sociedad hacia las artes escénicas y en concreto hacia el arte de los títeres”, además de haberse convertido “en toda una escuela para los marionetistas españoles”.

Julio Michel colaboró además con TAM TAM PRESS con algunos artículos de opinión. Le echaremos de menos…

Julio Michel (Fotografía tomada del FB de Miguel Ángel Pérez Martín).

Acerca de Eloísa Otero

Periodista y escritora leonesa.

Deja un comentario y fírmalo con tu nombre o no saldrá

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: