Vicente Muñoz: ‘Del fondo es un relato de horror puro y duro, lleno de vísceras, pero también una crítica contra el sistema capitalista’

Vicente Muñoz. Fotografía: José Ramón Vega.

Por CAMINO SAYAGO

Vicente Muñoz afronta una inmersión muy personal a los infiernos en Del fondo’, un poemario de terror, oscuro y gótico, profusamente ilustrado por el genio argentino Andrés Casciani y editado en su propio sello, Vinalia Trippers. A través de sus páginas, el poeta y editor leonés desciende a un inframundo onírico, muy diferente a su trabajo anterior, en el que afloran sus propias señas de identidad: el cómic, la literatura fantástica y el cine de terror. La presentación del libro, a cargo del autor del epílogo Pablo Malmierca y del músico Gonzalo Ordás, tendrá lugar este viernes 9 de marzo a las 21:00 horas en El Gran Café (León).

‘Del fondo’, dice su autor, propone un descenso a los infiernos del alma, a ese lugar tenebroso y oscuro llamado subconsciente, donde habitan nuestros peores fantasmas y miedos. Y es también, aclara, una crítica encubierta al sistema capitalista, que “nos aliena y convierte, metafóricamente hablando, en zombis y muertos vivientes”. De ese ‘fondo’ habla este libro, no obstante, el mejor tributo de Vicente Muñoz a la literatura sobrenatural y de horror.

Un viaje fantástico detallado por Andrés Casciani, que ha aportado con sus ilustraciones -75 en total, una por poema- la oscuridad que el escritor leonés cincela con sus palabras, en una narración que defiende el lenguaje poético para acometer el trayecto al mundo de los sueños. Su radiografía más rotunda queda completa con la composición del trazo suelto y cargado de tinta negra del ilustrador italiano, que envuelve a este atípico poemario de terror de una energía extraña, convulsa e inquietante.

El prólogo del libro lo firma Jesús Palacios y el epílogo Pablo Malmierca.

– Cambias de registro. Del autobiográfico al poético, y además en clave onírica, muy en la línea de tus preferencias literarias y cinéfilas…

– Sí, es cierto. En los últimos años mis libros, tanto de prosa como de poesía, han sido de corte autobiográfico, realista y confesional, y Del fondo es pura ficción, y además onírica y alucinatoria, como bien dices. Pero no es la primera vez que abordo el género: Perro de la lluvia, Mi vida en la penumbra, El merodeador, y sobre todo Marginales, ya iban en esa línea, aunque Del fondo, sin duda, es mi homenaje más evidente a la literatura sobrenatural y de horror. Desde niño me ha apasionado y he sido un lector y cinéfilo del género empedernido. De hecho, dos de mis libros sobre cine, Películas para llevarse al infierno y Películas para la penumbra lo abordan directamente. Y supongo que a la larga todo va saliendo en mis libros.

-¿Tu propia bajada a los infiernos, en alusión a la frase de Charles Burns?

– Es un relato de horror puro y duro, lleno de vísceras, abominaciones y excesos, una exhibición de atrocidades, que diría Ballard, pero también una crítica contra el sistema capitalista y los derroteros que la política y la economía mundial están tomando, de tintes surrealistas y apocalípticos, al más puro estilo Gran Hermano.

 ‘Del fondo’ en realidad es una nueva versión de ‘Buscando la luz’, publicado en 1998. ¿Por qué decides retomarlo?

– Es, efectivamente, una versión ampliada, muy ampliada y revisada, de un poemario titulado Buscando la luz, que publicamos en formato de bolsillo con Vinalia Trippers, nuestro sello editorial, en 1998. Editamos entonces 300 ejemplares que pronto se agotaron y ahí terminó su andadura. Hasta que hace un par de años Andrés Casciani, un ilustrador argentino habitual de Vinalia Trippers, me propuso ilustrar un libro mío. Estuve pensando durante algún tiempo qué podría encajar mejor en su estilo y decidí revisar este poemario, que me pareció que le iba como anillo al dedo a su estética. Y efectivamente, se mostró entusiasmado con la idea de ilustrarlo en cuanto se lo envié.

– De los 40 poemas de la primera versión a 75. ¿Es más que una revisión?

– Es, más bien, un libro nuevo. Cuando me puse a revisarlo, con la idea de hacer algunos retoques de estilo, comenzaron a salir como a chorro poemas nuevos, llenando lagunas que en su día habían quedado vacías, y el libro tomó otro cariz, fui más consciente de la crítica encubierta y feroz al sistema que contenía y potencié más ese aspecto, además de someterlo a una minuciosa corrección de estilo, con lo cual la versión actual se parece poco a la de 1998, por otra parte imposible de encontrar ya.

– Como en aquella ocasión se trata de una autoedición con Vinalia Trippers. ¿Es difícil publicar en otras editoriales el género de terror?

– No exactamente. La literatura de horror es más popular de lo que aparentemente pueda pensarse, tiene muchos cultivadores y adeptos y hay varias editoriales especializadas en el género. De hecho, el libro estaba comprometido inicialmente con otra editorial, firmado ya el contrato y muy avanzado el proceso de maquetación. Pero durante el mismo me di cuenta de que un libro así, de estas características, profusamente ilustrado y con una estética tan especial, requería mucho más tiempo y dedicación que el que inicialmente habíamos previsto. Así que unilateralmente decidí ser yo mismo el que editara con mi sello el libro y manejar todo el proceso de diseño y maquetación para evitar decepciones o desengaños recíprocos.

El autor y el ilustrador del libro, Vicente Muñoz y Andrés Casciani.

 – Oscuro y visionario, este poemario conduce a esas zonas de sombra alojadas en otros de tus trabajos.

– Sí, sobre todo en Marginales y El merodeador, aunque por primera vez dedicado exclusiva e íntegramente al género de terror, que como antes te comentaba me apasiona desde niño. Creo que siempre, como escritor, me he debatido entre dos tipos de literatura: la autobiográfica y confesional, por un lado, y la fantástica y sobrenatural por otro. Admiro tanto a Kerouac, Miller, Céline, Bernhard o Lowry, como a Poe, Lovecraft, Machen o Blackwood, por citar algún ejemplo, y no renuncio ni como lector ni escritor a sus influencias.

– Lautréamont, Rimbaud,  Cronenberg, David Lynch son algunos de tus escritores y cineastas preferidos…

– Las cuatro citas que abren el libro dan la pista: H.P.Lovecraf, maestro oficial de ceremonias, Aleister Crowley, Charles Burns y David Cronenberg, además de los que mencionas, por supuesto, y toda la literatura romántica, gótica, simbolista, sobrenatural, decadentista y de terror a la que el libro rinde homenaje.

– Sin embargo la presencia más fuerte en este libro es la de Lovecraft Ese terror mágico, sobrenatural de Los Mitos de de Cthulhu

Sin duda: Lovecraft fue uno de mis maestros de juventud y el primero que  me arrebató literariamente hablando, y posiblemente el causante de mi dedicación temprana a la escritura. Le he leído, desde entonces, docenas de veces, intercalado con otras muchas lecturas, y no me decepciona, defrauda, sigue ahí. Hay en su literatura, por mucho que los críticos lo hayan obviado, muchas capas de lectura y mundos paralelos, y es sin discusión el padre de la literatura de ciencia ficción y horror moderna.

– Recorres mundos que Jesús Palacios en el prólogo describe como “visiones alucinadas y terribles… un viaje de pesadilla en pos de una iluminación que nunca llega”. ¿Es también una metáfora de la sociedad actual?, ¿La luz no existe, sólo el horror?

– Por supuesto que sí, y a mí me ilumina a diario, es maravillosa y está ahí, pero yo en este libro he querido mostrar la otra cara de la moneda, el horror y la oscuridad de estar vivos, que también está aquí, dentro y fuera de nosotros, cuestión de opciones y puntos de vista. Quizás en mi siguiente libro hable de días de vino y rosas, no lo sé, pero Del fondo, sin duda, no es el caso. Hay al menos dos capas de lectura en él, la puramente terrorífica, como un relato de género y un homenaje a literatura gótica y de horror, la más evidente, y otra encubierta y crítica, una denuncia de la alienación a la que conduce el capitalismo, los estragos de la crisis, el control subliminal de los gobiernos y la reificación del ser humano, quizás aún más terrorífica. Te pongo un ejemplo. Si en los versos: “El coleccionista de rarezas / manipulando las vísceras / de un condenado: / Un manojo / de órganos palpitantes / que ameniza / sus veladas más tediosas.”, sustituyes al coleccionista de rarezas por los dirigentes políticos, las vísceras por nuestras conciencias y al condenado por el ciudadano de a pie, obtendrás una lectura muy distinta. Y esa es, por encima del todas las demás, la clave de este libro, esa doble lectura y forma de interpretarlo. Salvando las distancias, quise hacer algo semejante a lo que George A. Romero hizo con La noche de los muertos vivientes, dos películas en una, una de horror y otra de denuncia socioeconómica y política: depende del cristal a través del cual se mire.

Portada ‘Del fondo’. Vinalia Trippers.

– Has publicado cerca de una veintena de libros, ¿Qué lugar ocupa ‘Del fondo’ en tu estantería sentimental?

– Ahora mismo, el primero y más querido. Estoy muy orgulloso él, de haberlo escrito y editado con el sello de Vinalia Trippers (encarna a la perfección su línea y espíritu  subterráneo), y sobre todo y por encima de todo, del trabajo del ilustrador, que es sencillamente maravilloso y tan o más importante que el propio texto.

– Las ilustraciones de Andrés Casciani retratan con mucha coherencia este viaje alucinatorio. Encajan a la perfección con tu relato.

– Una simbiosis, en efecto, inseparable y perfecta, muy de David Cronenberg, pura Carne Nueva. Nada más y nada menos que 75 ilustraciones a doble página, una por cada poema, que plasman magistralmente el descenso a los infiernos y el universo claustrofóbico y espeluznante del texto, hasta el punto de, como bien se plantea Pablo Malmierca en el epílogo, no saber qué ha sido primero, si el texto o la imagen, y viceversa. Imposible haber captado mejor la esencia y espíritu del poemario. Durante más de un año fui recibiendo cada semana una o varias ilustraciones y viendo en lo que se iba poco a poco convirtiendo el libro, una Obra de Arte (en mayúsculas), hasta decidir, como ya antes decía, editarlo yo mismo. Un trabajo impresionante y aterrador, el suyo, doy fe.

Este es el booktrailer:

‘DEL FONDO’

  • Presentación del libro: 9 de marzo
  • 21:00 horas
  • El Gran Café (León)

Acerca de Camino Sayago

Periodista leonesa

Deja un comentario y fírmalo con tu nombre o no saldrá

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

A %d blogueros les gusta esto: