PATIOS (3) / Crónica / “Noise” en un patio tatuado

Patios (3). © Fotografía: Eloísa Otero.

Patios (3). © Fotografía: Eloísa Otero.

Crónica del tercer encuentro celebrado dentro del proyecto PATIOS, organizado por el colectivo Producciones Infames (Pi), celebrado el miércoles 5 de agosto en uno de los dos patios de la tienda de moda Hana-Bi, ubicada en el centro de León, escenario del concierto del músico leonés Javier Iriso, aka Irísono.

Por CAMINO SAYAGO

Cuando se habla de patios urbanos, a menudo, pensamos en idílicos refugios a pie de salón, salpicados de macetas y flores de toda suerte de tamaño y color que nos hacen olvidar el ruido, el pálpito de la ciudad, que discurren ajenos a nuestra vida cotidiana tras sus muros. Es la pauta o quizás el tópico para describir este reducto como vergel de asfalto y descanso. Pero claro, hay otro tipo de patios. Más sencillos y austeros arquitectónicamente, pintados con ráfagas de luz natural que horadan sus huecos. Patios destinados a ser el espacio donde se cuelan los sonidos de la voz humana, los trinos de los pájaros perdidos, las frecuencias del ritmo de las obras de la casa de al lado, todos ellos confundidos con el aroma de los guisos que escapan por las ventanas, con los traqueteos de la lavadora, el rumor de la televisión y las voces chillonas y, a veces ininteligibles, de los vecinos.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Este tercer patio, el de Hana-Bi, elegido por Producciones Infames (Pi) para dar cobijo a la experimentación sonora de Javier Iriso, cumple en parte con los atributos de esta última variante de patios urbanos. Es un patio de luces pequeño, recuperado con exquisito gusto, con los canalones de desagüe integrados en la piel tatuada de sus muros, que evoca a la fauna africana.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Allí, en ese escenario situado en la céntrica calle Santisteban y Osorio, el músico leonés dispuso su nueva propuesta, un particular laboratorio de fabricación de ruidos postfuturistas. Sobre una mesa alta colocó su repertorio de cachivaches, apenas cinco ejemplares de reducidas dimensiones y apariencia inofensiva para el oído. De inmediato los puso en marcha y, cuando se activaron, se volvieron tremendos y crudos y comenzó la sesión bárbara del ruido de las esferas que atronó en el estómago de todos los que nos acercamos a disfrutar de la alquimia, curiosidad y enorme talento del músico.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Con poco más de una veintena de espectadores se vio arropado Javier Iriso para este concierto, el primero en solitario desde hace años. Una ocasión muy especial para los que conocemos su trabajo, siempre excitante e innovador. Ni tan siquiera cabíamos todos al mismo tiempo en el patio amarillo. Había que hacer turnos para entrar al santuario del ruido extremo y no podía ser de otra forma. ¿Qué esperábamos? Yo he de decir que, en principio, me sentía más atraída por los nuevos juguetes de Javier, y por cómo se iban a comportar, que por descubrir la sinergia de los espacios, el sonoro y el estructural, pero luego me atrapó escuchar el parloteo de sus maquinitas, de sus “cachivaches”, en este lugar reducido que, a primera vista, puede resultar un tanto inquietante e incómodo para la libertad de movimientos. Lo cierto es que te olvidas de dónde estás cuando te encuentras inmerso en la atmósfera densa y casi gravitacional de sus experimentaciones. El directo, en mi opinión, fue muy alentador, y aunque en mono sonó muy potente, ruidismo a tope. Irísono en su línea: en busca de las nuevas opciones que ofrece la tecnología.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Y es que desde hace tiempo está aliado con las más singulares máquinas, instrumentos y juguetes electrónicos, que consigue a través de distintos laboratorios europeos y americanos. Y con ellos se dedica a explorar el inabarcable universo sonoro y a plantear nuevas sensaciones acústicas. En este concierto nos presentaba su nueva adquisición: “The Rad-Fi Patchable Synth”, un artilugio del laboratorio americano Bleeps Labs. “En el concierto solo he utilizado cinco máquinas” mascullaba cuando yo le decía, con cierta sorna, que ¡vaya estruendo, para solo media docena de aparatos!. Y nuestro amigo en común, Carlos Luxor, arrebatándole la palabra, y muy empeñado en remarcar su carácter lúdico, insistía. “Es que Javier los compra porque están programados con Arduino en código abierto, y así los monta según le parece, lo que les hace ser únicos, a la vez que sorprendentes”.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

No solo los manipula, juega con ellos de forma analógica como un niño ansioso por descubrir rugosidades, pliegues, reverberaciones sonoras. En el patio de Hana-Bi escuchamos sirenas, silbidos penetrantes, timbres extraños que se acoplaban o se doblaban, zumbidos a alto volumen y mucha improvisación ya consensuada con anterioridad en el azar, esa suerte de nebulosa empírica en la que se mueven también las frecuencias vitales. Ritmos imposibles como lo fueron las complejas melodías atonales de Schömberg y Alban Berg, precursores de alguna manera del “Noise”. Sonidos extremos: distorsión, repetición para generar disonancias y estridencias camino hacia la abstracción y el éxtasis electrónico.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Justo cuando finalizo estas breves líneas, sobre el patio de Hana- Bi y el directo de Javier Iriso, sí puedo decir que las máquinas son para el verano. Y mucho mejor si es en un patio con mucho estilo y ruido celestial. Iriso nos transportó a la música de las esferas.

“PATIOS. 5 de agosto”

PATIOS (3). 5 de agosto. Irísono: Cachivaches. En Hana-Bi.

Información relacionada:

Patios (3). Camino Sayago, la cronista. © Fotografía: Eloísa Otero.

Patios (3). Camino Sayago, la cronista. © Fotografía: Eloísa Otero.

Acerca de Camino Sayago

Periodista leonesa

  1. Pingback: TESLA / 20 de febrero de 2016 / Javier Iriso + Carlos Luxor en el Museo de León | Tam-Tam Press

  2. Pingback: TESLA / JAVIER IRISO + CARLOS LUXOR: “Superfluos es un proyecto específico para esta edición del festiva” | Tam-Tam Press

Deja un comentario y fírmalo con tu nombre o no saldrá

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: